4er – 7º día – Las Vegas, Gran Cañon – Show must go on!

Como si de un super decorado se tratara, Las Vegas, es el único sitio del mundo donde se puede ver la Torre Eiffel, la Estatua de la Libertad, el Puente de Brooklyn y los Canales de Venecia en un mismo sitio. ¡Claro que se trata de un decorado! pero ver como en medio de un inmenso desierto, los estadounidenses han sido capaces de montar un universo de juego y perdición, es espectacular. Las Vegas es una ciudad en la que no existe el día y la noche, para las miles de personas que invaden sus calles solo existe un objetivo, la diversión. Pero está claro que no para todo el mundo las palabras diversión y entretenimiento tienen el mismo significado. Mientras para algunos, el dejarse todos los ahorros de su vida en una partida de “BlackJack” es sinónimo de diversión, otros prefieren evadirse con la espectacularidad de los cientos de conciertos y espectáculos que cada día tienen lugar en el paraíso de las luces de neón. Lo que sí está claro es que Las Vegas ofrece tal abanico de opciones que aburrirse allí es misión imposible.

El espectáculo “O” del Circo del Sol fue nuestra opción. Maravilloso, surrealista, fascinante, emocionante, realmente espectacular. Con su siempre sorprendente y singular puesta en escena y enmarcado bajo un escenario acuático, el Circo del Sol una vez más consiguió emocionarnos no solo a nosotros sino a los cientos de personas que una vez finalizado el espectáculo aplaudieron sin cesar a todos los artistas del elenco.

Pasamos tres días en Las Vegas y es que el entretenimiento está servido con el mero hecho de merodear por sus lujosos hoteles y sus inmensos casinos. Y es que los “artistas invitados” que por allí se exhiben son dignos de observar con detenimiento. Desde señoras que engalanadas con su pijama y gafas de sol han decidido pasar el día probando suerte en la máquina tragaperras hasta “Super Divos” que equipados en sus mejores galas han decidido echar el resto en la ruleta. Indios, chinos, latinoamericanos, estadounidenses, japoneses, coreanos…Las Vegas es tal diversidad de gente, razas, sexos y edades que paseando por allí no tienes tiempo a detenerte en cada uno de los detalles pero el conjunto es un cóctel explosivo.

Continuamos nuestro camino y decidimos adentrarnos en las profundidades del desierto, recorrer unos 400km de la mítica ruta 66 y llegar al Cañón del Colorado. Esta inmensa extensión de montañas rojizas escarpadas y vistosas fue creada por el río Colorado y es considerada una de las maravillas del mundo natural. La verdad es que el trayecto de casi 8 horas mereció la pena y fue con esta visita con la que empezamos a encontrarle la esencia a este gigantesco país.

Ahora estamos en la costa oeste de California donde nos disponemos a bordear la distancia entre Los Ángeles y San Francisco. Seguiremos informando.

Un beso a todos

Toni y Carmen

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Estados Unidos. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a 4er – 7º día – Las Vegas, Gran Cañon – Show must go on!

  1. Abuela Julia dijo:

    Alfinar de tanto bullicio buscasteis lo que mas osgusta (la naturaleza) lo veo muy bien se guro que yo haria lo mismmo besos y seguir difrutando

  2. Maria Mercè dijo:

    Hola estimats. Que envidia sana…!! Supongo aplaudistéis muy fuerte por mí durante el espectáculo “Ô”. Prepararos para explicármelo con el máximo detalle. Una abraçada molt forta i molt bona tornada. Petons

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s